salario

Lidl incrementa un mínimo de un 5% el salario de su plantilla

CNH Recambios Marzo

La cadena de supermercados ha alcanzado un acuerdo con los representantes de los trabajadores para renovar su convenio colectivo, en su objetivo común por continuar siendo el empleador de referencia en la distribución en España. Con este nuevo marco laboral, Lidl mejora las condiciones retributivas a más de 15.500 empleados, aumentando la masa salarial en cerca de 15 M€ este año, y fija el salario mínimo en 8,85 €/h (un 21% más que el SMI), manteniéndose como el más elevado del sector desde 2016.

Lidl ha alcanzado un acuerdo con los representantes de los trabajadores para renovar su convenio colectivo, que establece mejoras significativas en el ámbito retributivo y del derecho de los trabajadores y que lo convierte de nuevo en el marco laboral de referencia en el sector de la distribución en España.

El nuevo acuerdo tiene un periodo de vigencia para los ejercicios 2020 y 2021 y da continuidad a la estrategia en materia de empleo que la compañía puso en marcha en 2016 con la firma de su primer convenio colectivo.

Para el CEO de Lidl en España, Claus Grande, “en un contexto de incertidumbre derivada de la crisis sanitaria, Lidl ha querido apostar por las certezas. Este acuerdo supone una nueva muestra de nuestro compromiso con el empleo de calidad en España y nos mantiene como referentes en empleabilidad dentro de nuestro sector, apostando por la estabilidad laboral, una retribución competitiva y la consolidación y ampliación de derechos sociales”.

EurochemMarzoAbril

Incremento salarial para más de 15.500 empleados

Entre los acuerdos establecidos en el nuevo convenio, destaca un incremento salarial de al menos un 5% para el periodo de vigencia del acuerdo. Se trata de un hito remarcable en el actual contexto de incertidumbre económica y social, que se aplicará a más de 15.500 empleados de Lidl en España. Para acometer este compromiso, la cadena de supermercados incrementará su masa salarial en cerca de 15 M€ anuales.

Asimismo, el nuevo convenio colectivo actualiza el salario mínimo, que queda fijado en 8,85 €/h, un 21% más que el salario mínimo interprofesional (7,28 €/h, a cierre de 2020). Gracias a ello, Lidl sigue siendo la cadena de supermercados que ofrece el salario mínimo más elevado dentro del sector, liderazgo que mantiene desde 2016.

En palabras de Arminda Abreu, directora general de Recursos Humanos de Lidl en España, “queremos hacer de Lidl la mejor empresa en la que trabajar dentro de nuestro sector. Queremos que nuestros empleados sientan que están en una gran compañía, comprometida con su bienestar personal y profesional, que responde con hechos a sus necesidades y vela por su estabilidad, desarrollo y conciliación”.

Más derechos sociales

Además de las significativas mejoras retributivas, el convenio incorpora nuevos hitos en materia social que garantizan y mejoran los derechos de los trabajadores. Por ejemplo, aplicando a partir del primer día laborable los permisos retribuidos (accidentes, enfermedad grave u hospitalización, etc.), que tradicionalmente entran en vigor de forma inmediata sin tener en cuenta los festivos, con el consecuente perjuicio para el trabajador.

De este modo, Lidl contempla ya este beneficio de forma pionera en su sector y se convierte igualmente en una de las primeras empresas del país en reflejar este derecho por convenio.

Asimismo, se incorporan nuevos derechos como el de disponer de hasta un mes para ingresos hospitalarios de un hijo o para la adopción internacional, para el que la ley actual solo contempla cuatro días. También se consolidan derechos ya adquiridos como el de las excedencias y se mantienen igualmente otros como la jornada semanal de cinco días, una práctica muy poco habitual en el sector.

Lidl, empleador de referencia en España

Gracias a este firme compromiso con el empleo de calidad que la empresa está impulsando especialmente desde la firma de su primer convenio colectivo de 2016, en los últimos años Lidl se ha convertido en uno de los grandes dinamizadores del mercado laboral español. En el periodo 2014-2019 creó 5.000 nuevos empleos directos y, solo en 2020, incorporó a 2.000 nuevos empleados. A día de hoy, el 94% de su plantilla cuenta con un contrato indefinido en una clara apuesta por la estabilidad laboral.

Además, la cadena tiene un gran impacto indirecto en la empleabilidad del país: gracias a su actividad, por cada puesto de trabajo directo que crea, genera otros 7 adicionales de forma indirecta e inducida, siendo ya responsable de unos 125.000 empleos en España.

Como reconocimiento a sus prácticas laborales, en los tres últimos años Lidl ha sido reconocida con el sello ‘Top Employer’ como uno de los mejores empleadores del país.