LEMKEN

LEMKEN presenta la inteligencia reequipable

IV FORO MUJER AGRO

LEMKEN presenta ahora iQblue connect, un versátil módulo reequipable que convierte la tecnología disponible en elementos inteligentes en los procesos agrícolas. En combinación con el sistema de gestión implemento-tractor (TIM, por sus siglas en inglés), permite automatizar numerosas funciones de los aperos puramente mecánicos y, al mismo tiempo, las integra en la documentación digital. 

Hasta ahora la idea de utilizar la información procedente de los aperos mecánicos existentes e integrarla en sistemas de gestión de explotaciones agrarias era, para la mayoría de agricultores, una mera ilusión. Además, la tecnología disponible en el mercado solía ser muy cara o compleja.

El TIM implica que el tractor lleva a cabo las funciones de trabajo activadas por el implemento. Para ello, el usuario solo necesita un módulo iQblue connect, que puede utilizarse con diferentes aperos. Se conecta con el tractor mediante la interfaz ISOBUS y dispone, además, de GPS y de una conexión de datos móvil para la comunicación, por ejemplo, con el sistema de gestión de explotaciones agrarias. La transferencia de datos se realiza a través del «agrirouter», la plataforma estándar para todos los fabricantes de intercambio de datos entre máquinas, agricultores, contratistas y aplicaciones informáticas. En función del uso previsto, el implemento lleva instalado un sistema de sensores que recoge la información pertinente y la envía al módulo iQblue connect. Así, se hace innecesario cualquier otro equipamiento extra en el implemento, puesto que para el control de funciones se utiliza el tractor.

En una primera aplicación disponible, se equipa el arado con un sensor que determina el ancho de trabajo real. iQblue connect calcula el ancho de trabajo deseado en función de la posición GPS y envía esta información al tractor para regular el cilindro del ancho de trabajo. La adaptación del ancho de trabajo se lleva a cabo, entonces, mediante el sistema hidráulico del tractor. En los cultivadores semisuspendidos, la profundidad de trabajo puede captarse mediante un sensor. iQblue connect recibe la profundidad de trabajo deseada específica en partes del terreno a través del material cartográfico que proporciona el agrirouter, coteja la información y envía entonces la orden al tractor, que ajusta la profundidad de trabajo. Se prevén otras posibles aplicaciones para los diferentes implementos.

SIETE MEDIO NOTICIA

El agricultor solo necesita un único módulo iQblue connect. La unidad portátil puede desconectarse de un apero y conectarse a otro rápidamente y sin herramientas. El sistema se ajusta de forma automática al apero conectado en cada momento. De este modo, LEMKEN ofrece un asistente electrónico sencillo y económico, que permite automatizar en gran medida incluso implementos que hasta ahora eran puramente mecánicos. Con este sistema, los clientes tienen la posibilidad de «crecer», ya que pueden instalarse nuevas funciones en todo momento.

Descargar / Download PDF