salud

Aumentan los bulos sobre la alimentación y la salud

CNH Recambios Marzo

Salud Sin Bulos presenta con la colaboración de Doctoralia la segunda edición del estudio sobre bulos en la salud.

El estudio ha sido el resultado de una encuesta online que fue distribuida durante el mes de octubre del 2019 y cuyo objetivo era determinar el impacto que los bulos están teniendo en la salud de los ciudadanos, se ha reducido la tasa de vacunación o se ha aumentado la cesta de la compra con productos sin utilidad para la mejora de salud como consecuencia de estos bulos.

2 de cada 3 médicos encuestados afirman haber atendido a pacientes en este último año preocupados por algún tipo de bulo, siendo la pseudoterapias (homeopatía, terapias alternativas, etc.), la alimentación o el cáncer los temas que suelen crear más bulos entre los pacientes.

Internet o las redes sociales son los principales canales por los que se distribuyen estos bulos, no sin dejar a un lado los medios de comunicación tradicionales como la televisión o la radio que también aportan su grano de arena en esta distribución de “fake news”.

EurochemMarzoAbril

El 94% de los profesionales de la salud considera que los medios de comunicación no son lo suficiente rigurosos a la hora de contrastar la información, sino que vale más darle salida a la noticia que contrastarla. El 76% de los encuestados cree que Internet no es un lugar seguro para buscar información sobre salud, ya que hay una gran falta de validación de la información.

Otro punto de esta encuesta preocupante es que el paciente llega a la consulta habiendo buscando en Internet información sobre su dolencia, lo que hace que el 65% de los pacientes pongan en duda la información que facilita el personal sanitario. La respuesta del 82% de los profesionales es utilizar datos o argumentos científicamente respaldados para desmentir esos bulos. El 12% de los sanitarios aseguran que revisan ellos mismos los bulos.

Para cambiar esta situación y luchar contra esta problemática el 57% de los profesionales les gustaría recibir formación específica para combatir estas falsas noticias en sus consultas, además el 82% creen que es necesario que los pacientes también reciban formación para distinguir los bulos de la información veraz.

El II Estudio sobre Bulos en Salud concluye que la desinformación en salud está provocando que los pacientes desconfíen del profesional sanitario como fuente de información, lo que hace que la sensación de los profesionales sanitarios sea un abandono por parte de las administraciones a las que solicitan más apoyo para combatir estos bulos sanitarios.

PINCHA AQUÍ PARA VER EL II ESTUDIO SOBRE BULOS EN SALUD COMPLETO