La campaña de melón y sandía en CLM arranca con precios por debajo del coste de producción

NEW HOLLAND Q4 2018 – ESP

El inicio de la campaña de melón y sandía en Castilla-La Mancha ha registrado como principales incidencias la disminución de la superficie en estos cultivos y los bajísimos precios en origen que, sobre todo en el melón, no llegan a cubrir los costes de producción. Por otro lado, las previsiones productivas, aún provisionales, señalan que en los últimos años, el melón viene perdiendo terreno frente a la sandía.

Unos datos que se han dado a conocer en la sectorial de Melón y Sandía de Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha, que se ha celebrado en esta semana en Tomelloso (Ciudad Real) para analizar la situación actual del sector y los aspectos más importantes de la recién estrenada campaña.

El portavoz de melón y sandía de Cooperativas, José Ángel Serrano, ha indicado que “lo más significativo de este arranque de campaña, lamentablemente, son los precios, que a día de hoy son muy bajos, por debajo de los costes de producción, sobre todo en el melón”, como así lo atestigua la primera sesión de la Lonja Hortofrutícola del Melón y la Sandía celebrada en Manzanares (Ciudad Real).

La cosecha de este año se ha adelantado debido a las sucesivas semanas de intenso calor registrado y a que en regiones como Murcia siguen sacando producto, con lo que la campaña manchega se ha solapado con la de esta Comunidad

Respecto a las previsiones productivas, y dependiendo de la utilización de cada una de las dos fuentes de datos oficiales –MAPAMA y JCCM-, en la región, se habrían sembrado en 2017 entre 7.500 y 8.800 hectáreas de melón, y entre 3.300 y 2.700 hectáreas de sandía, lo que arrojaría una cosecha aproximada en melón de 270.000 toneladas, cifra por debajo de la media del último quinquenio; y en sandía, de 135.000 toneladas, cantidad superior a la registrada en 2016.

Las previsiones de producción -muy provisionales- señalan que el melón pierde terreno con respecto a la sandía, fenómeno que viene observándose desde hace unos años

José Ángel Serrano valora como preocupante este retroceso, debido a que el melón es una alternativa de cultivo  “que actualmente no está siendo rentable y muchos agricultores se retiran de él”. En relación a la bajas cotizaciones espera que con el paso de las semanas y ya metidos en pleno mes de agosto, “los precios se recuperen y alcancen niveles sostenibles”.

Fuente: Cooperativas Agro-alimentarias de Castilla-La Mancha

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Descargar / Download PDF